Casco de moto original
Tipos de casco de moto
20/10/2017
manifestación autoescuelas
Actualidad sobre la huelga de examinadores
08/11/2017
Mostrar todo

Conducir con lluvia

conducir con lluvia

conducir con lluvia

Conducir con lluvia

Hace pocos días vimos de lo que es capaz la lluvia y, viendo las previsiones, vienen unos meses moviditos en cuanto a precipitaciones. Por eso, analizaremos cómo se debe conducir en caso de lluvia.

Uno de los momentos más peligrosos de conducir con lluvia es cuando empiezan a caer las primeras gotas.

Y pensaréis, ¿por qué? Existe una sencilla razón. Cuando empiezan a caer las primeras gotas en el asfalto, todos los residuos que dejan los coches como aceite, restos de gasolina, polvo, grasas, restos de neumáticos, etc. Hacen que el suelo resbale muchísimo al mezclarse con el agua de la lluvia.

Hay que tener en cuenta que cuando llueve los vehículos reducen la velocidad a la que van y comienzan a concentrarse atascos y retenciones. A los pocos minutos de lluvia, ya se han limpiado todos los residuos que estaban en la carretera y la adhesión entre rueda y asfalto aumenta, pero cuidado, no vuelve a la normalidad.

Las escobillas resultan uno de los elementos más importantes cuando hay lluvia. Ellas son las encargadas de limpiarnos las lunas delanteras y traseras para una mejor visibilidad. Para ello, es importante que estén en buen estado y hacerse las siguientes preguntas: ¿chirrían?, ¿ensucian en lugar de limpiar?, ¿cuelga alguno de los extremos?

Tenemos que tener controlado el dibujo de los neumáticos. Los amantes de la F1 o moto GP os sonará lo de los cambios de rueda de seco a mojado o al revés. Pues en un vehículo para uso propio no se puede ir cambiando los neumáticos cada vez que llueve… ¡que faena! Cuando llueve el agarre del neumático disminuyo mucho, es por eso que deberían desalojar la máxima cantidad de agua posible.

En caso de lluvia, deberás aumentar la distancia de seguridad. El vehículo necesita más espacio para frenar a causa del suelo mojado y/o encharcado.

En cuanto a la luminosidad deberás encender las luces por los siguientes motivos:

  • Tienes menos visibilidad a causa de que las nubes tapan la luz del sol.
  • Tienes menos visibilidad por las gotas de agua chocan con las lunas de tu coche, retrovisores y ventanas.

Intenta evitar los charcos. No sabes lo que puede haber debajo o cuanta profundidad hay. Puedes tener un pinchazo o quedarte atrancado, cuidado.

El alcantarillado y la pintura del suelo son altamente resbaladoras.

Cuidado con el aquaplaning. Se produce cuando hay mucha agua acumulada en un mismo sitio o lugar. Es cuando el coche pierde totalmente la adherencia y se va recto. En ese instante no debes frenar, ni acelerar ni acelerar. Simplemente debes mantener la dirección firme hasta que deje de hacerlo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies